Soy tú de Amparo Garrido

Conocí a Amparo hace como siete años. Gabriela Kacelnik tiene unas fotos suyas en su estudio de arquitectura. 

Son fotos muy grandes, de pies. Sólo dos pies. La foto no tiene más. Una foto muy grandenorme de fondo negro y dos pies.

También hay en ese estudio una serie de fotos pequeñinas, de ventanas. Ventanas y ventanas dentro de ventanas. Y cosas dentro de las ventanas.

Llevo tiempo sin verlas, pero recuerdo imágenes muy rojas. Como son pequeñas, te obligan a acercarte a mirar más. Porque de lejos sólo ves ventanas. Y no creo que haya nadie que vea ventanas y quiera mirar qué hay más allá.

Y me llamaba la atención.

A todas estas, yo no sabía quién era el fotógrafo.

Años después fui a las oficinas del Grupo Vocento (sí, he ido al Grupo Vocento) y allí me llamó la atención que había dos fotos muy grandes. Me llamaron la atención no sólo por grandes, sino por fotografías, porque era la primera vez que en vez de cuadros veía fotografías. Cuando me acerqué me resultaron muy familiares: eran similares a las que había visto en el estudio de Gabriela.

Pregunté.

Las fotos son de Amparo, una amiga de Axel,el hijo de Gabriela. Y ya, hasta ahí. Googleé su nombre, vi que era fotógrafa, de las que exponen y venden. Y me entró la envidia esta que me da la gente que tiene un algo que sabe expresar. Y más, mediante fotografía.

Pues hace como seis meses, se puso en contacto Axel conmigo y que si podía echarle una mano a una amiga. Y yo que sí. Era Amparo. Quería editar un libro con las fotos de una de sus series, una evolución de la primera y quería hacerlo vía crowfuding. Hablamos mucho por teléfono. Estaba yo en Madrid en el primer contacto, pero no pude verla.

Y decidí apoyar su proyecto.

Ha sido raro para mí ponerle voz a Amparo y tocar el libro. No me siento más cercano a él porque yo lo haya apoyado económicamente, la verdad. Y eso ya me resulta extraño. Tampoco me siento más cercano a él porque sean perros, que soy muy animalista.

Me he sentido cercana al libro porque me han chiflado las fotos. Me han encantado. El texto de Amparo sobre el porqué los perros, la foto, sus tíos, la luz… desemboca en el porqué de la foto mostrar lo que uno ve para que el otro vea lo que ve uno. Y lo miro, y me encanta. Me ha reconciliado con la fotografía como medio de expresión, como síntesis de mil cosas, como forma de documentar lo que existe y lo que no, como manera de revivir o vivir…

Y oye, estoy encantada. Ahora sólo espero que pronto llegue el día para echarnos unas risas las dos. Cara a cara. Verla. Darle dos besos. Y agradecerle todo.

La foto es de Soy tu.

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

S'està connectant a %s